Latinoamérica no logra alejar al fantasma de la recesión

4 de Junio de 2019 - Destacados

Dos grandes economías latinoamericanas se contrajeron en el primer trimestre de 2019, lo que prepara el escenario para un año nada prometedor en una región que intenta recuperarse de los menores precios de las materias primas y de la baja productividad.

El Producto Bruto Interno (PBI) de Brasil se contrajo 0,2% en los primeros tres meses debido a que se estancó la inversión y a que las empresas perdieron el entusiasmo por los planes del presidente Jair Bolsonaro apuntados a revivir el crecimiento. En México, la segunda economía de la región, la debilidad del sector de servicios impactó en su expansión económica.

“Definitivamente fue el impacto de los shocks negativos sobre la actividad en Brasil y México”, dijo Alberto Ramos, director de research latinoamericano en Goldman Sachs. “Pero el crecimiento mediocre no es nuevo porque refleja la persistente incertidumbre política, y no cuestiones cíclicas”.

En Argentina, donde el presidente Mauricio Macri enfrenta una dura batalla por la reelección en un momento de profunda recesión y caída de los estándares de vida, los datos del primer trimestre se publican recién este mes. Los analistas esperan otra contracción, si bien inferior a la registrada en los anteriores tres meses.

Con crecimiento más frágil en Chile y Perú, y Venezuela hundida en la peor crisis económica en la historia latinoamericana mientras se hacen sentir las sanciones estadounidenses y el derrumbe de su producción petrolera, a los economistas les cuesta ser optimistas.

“Las cifras del PBI han sido bastante malas en toda la región” dijo William Jackson, economista jefe de mercados emergentes en Capital Economics en Londres. “Lo que tenemos en común es el esfuerzo por adaptarnos a los años pos auge y bajos precios de las materias primas”.

La contracción de Brasil generó temor a que la mayor economía latinoamericana vuelva a caer en recesión menos de tres años después de haber emergido de una profunda crisis. La débil inversión muestra el mayor escepticismo de la comunidad empresaria en cuanto a Bolsonaro, que todavía tiene que avanzar con su agenda de audaces reformas económicas en un congreso fraccionado y mayormente hostil.

Fuente: Financial Times / El Cronista

Mas destacados...

-El envejecimiento poblacional en perspectiva

Hace tiempo que los economistas vienen advirtiendo que la abundancia de personas mayores será problemática...

-La nube y el futuro de las empresas

Hablar de cloud computing o computación en la nube en las grandes organizaciones es algo...

-Amazon desplaza a Google y se convierte en la marca más valiosa del mundo

Según el informe BrandZ, presentado este martes, Amazon creció debido a su estrategia de compra....

-Facebook pagará al usuario para obtener datos de otras aplicaciones

Facebook ya sabe el tiempo que sus usuarios pasan en la aplicación, los anuncios en...

-Los millenials están creciendo y ya no consumen igual

Las marcas ya saben todo sobre los millennials: que están superconectados, son despreocupados y se...

-La importancia del reciclaje correcto de los dispositivos electrónicos

Las empresas tecnológicas tienen un papel esencial en cuanto a responsabilidad medioambiental y el reciclaje...

-Qué significarán los próximos 20 años para el empleo, y cómo prepararse

Las próximas dos décadas prometen una revolución a gran escala en nuestras vidas laborales. Antes...

-Por guerra comercial, comercio mundial podría sufrir peor año desde la crisis financiera

ING ha sumado su voz a los bancos que han advertido sobre una escalada de...

Anteriores...